Perú invita a los ecuatorianos a conocer Tumbes

La cercanía geográfica entre Perú y Ecuador genera desde hace mucho tiempo un flujo turístico incansable y recíproco entre ambas naciones. Muchos son los peruanos que cruzan la frontera ecuatoriana para hacerse eco de los paisajes, cultura, gastronomía y actividades y viceversa para los ecuatorianos que se acercan a tierras incaicas.

Aprovechando la situación, el Ministerio de Turismo peruano invita a los ecuatorianos a disfrutar el fin de semana largo próximo en Tumbes, la ciudad fronteriza que combina playa, naturaleza, comercio, gastronomía y entretenimiento para todo tipo de público.

A la espera de una respuesta masiva, las autoridades pusieron a disposición el servicio de hotelería del Casino Costa Mar Plaza, un 4 estrellas que incluye un centro comercial con más de 60 locales entre restaurantes, salas de cine de cadena Premium, patio de juegos, supermercados y tiendas de moda, calzado, deportes y tecnologías.

Otra alternativa para divertirse a cualquier hora es el Casino Masaris, con salas de juegos, máquinas modernas y distintas actividades de entretenimiento tras una fuerte inversión de 33 millones de dólares para que el disfrute sea garantía. Además, cerca de Tumbes está el “Santuario Nacional Los Manglares”, con enorme diversidad biológica, paseos en bote o en kayak.

Aquellos que quieran conocer la playa de Punta Sal podrán hacerlo en apenas una hora y media vía terrestre para realizar surf, kayak y avistaje de ballenas jorobadas que se muestran desde junio a octubre pudiendo reservar habitación en alguno de los hoteles en punta sal para no quedarse sin lugar por la alta demanda.

Descubriendo Tacna y sus alrededores

A la vera del Río Caplina, Tacna se ubica en la zona sur de Perú conformando un pequeño valle del desierto costero peruano. Por sus sacrificios y fortaleza en nombre de la independencia llevaron a Tacna a la denominación de “Ciudad heroica” y actualmente es una de las tierras más habitadas del país.

Para recorrerla hay varias opciones según las preferencias de los viajeros que podrán disfrutar del centro Histórico con casonas de personajes célebres como Zela y Jorge Basadre. Además hay patrimonios culturales como  la Pila Ornamental, en Arco Parabólico, la Iglesia Catedral de Tacna, el Museo Ferroviario y el Alto de la Alianza donde se desarrolló la Batalla de Tacna.

Tras descansar en los hoteles en Tacna el camino continúa por la carretera a Tarata que sube por el alto Intiorko, podemos llegar en una hora y 20 minutos a la Provincia de Tarata con bellos paisajes, una fabulosa andenería y una cultura milenaria que conforman un circuito mágico y de fácil acceso.

Otra opción es la del tour costero: desarrollado en los noventa por el arqueólogo Jesús Gordillo Vegazo junto a los estudiantes de turismo de la Universidad Privada de Tacna. Su primera parada es en la quebrada de Burros, camino Inka del litoral, el Reloj Solar, Punta San Pablo, puerto Grau, los humedales de Ite y como opcional se puede llegar hasta los petroglifos de Punta Picata.

La opción del distrito de Locumba también genera muchas satisfacciones. Ubicado a 94 kilómetros al norte de la región de Tacna, este pueblo conserva la imagen del “Señor de Locumba”, patrón que representa al Cristo Crucificado y venerado por los habitantes.

Hay tiempo para relajarse en los baños termales de Calientes, a 23 kilómetros del centro de Tacna. En este pueblo rural cuenta con aguas termales con propiedades medicinales.

Subirse al Ferrocarril Tacna-Arica y recorrer los 62 kilómetros entre Tacna-Arica es otra gran opción para disfrutar y ampliar los horizontes desde Tacna. Además, en la estación de Tacna hay un museo donde se muestran diversas locomotoras y fotografías desde antes de 1929.

Mientras que en los Pantanos de Ite,  los humedales se sitúan en la  desembocadura del río Locumba, a 95 km. de la ciudad de Tacna, en el distrito de Ite. Es considerado como el pantano más grande del país y el segundo en sudamérica, superando en diez veces a los pantanos de Villa, en Lima.

Este lugar es el principal atractivo de flora y fauna autóctonas, con la mayor población de aves acuáticas, como la garza blanca, las golondrinas, el pato colorado, el gallinazo y los patos zambullidores, entre otras especies.

 

Los encantos limeños

Abrazada por el Pacífico y descansando sobre los valles de los ríos Chillón, Rímac y Lurín Perú ostenta con orgullo a su capital. Lima es la ciudad con mayor demografía del país y aunque ya no es la capital del Virreinato del Perú todavía se mantiene como una de las metrópolis más bonitas de Sudamérica por lo que será imprescindible aprovechar los paquetes todo incluido para no perderse ningún detalle que Lima tiene para ofrecer.

La industria del turismo se transformó en uno de los principales ingresos de la urbe, siempre girando en torno a las actividades en su casco histórico, los centros arqueológicos llenos de cultura y vivencias, los museos, galerías de arte, festivales populares y una incesante vida nocturna.

El centro histórico de Lima comprende parte de Lima y Rímac, fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, en 1988, gracias a la importancia que tuvo como núcleo del virreinato del Perú regalando obras arquitectónicas que aún permanecen de pie como la Basílica San Francisco, la Plaza Mayor, la Catedral de Lima, el Palacio de Torre Tagle, entre otros alojamientos existentes.

De esta manera, el recorrido por Lima deberá incluir obligatoriamente una parada en estos pedazos de historia que merecen ser admirados, como lo es el tour por las iglesias, uno de los predilectos por los visitantes de todas partes del mundo.

No hay que olvidar que en la Basílica de San Francisco se esconden las catacumbas que conectan con la Catedral de Lima, mientras que el Monasterio de Las Nazarenas es el lugar elegido para la peregrinación en honor al Señor de los Milagros, fiesta tradicional de octubre.

Otra cita obligada será la de las murallas de Lima, restos de antiguas fortificaciones españolas que protegían a la capital del virreinato contra las invasiones de piratas y corsarios, aunque será necesario descansar a través de los diversos hostales en Lima.

A media hora del centro, en el corazón de Miraflores, podrá visitarse el centro turístico de Larcomar donde habrá lugar para todo tipo de compras, salas de cine, 115 tiendas comerciales y restaurantes todos con un denominador común: se ubican sobre el acantilado lo que les da una característica de parecer “flotantes”. Mangos Larcomar es el restaurante con la mejor vista panorámica de la bahía de la ciudad de Lima y la Costa Verde, y será la mejor opción para experimentar lo mejor de la gastronomía peruana.

Disfrutar de la naturaleza también será posible gracias a los dos zoológicos de la zona; el Parque de las Leyendas y el parque Ecológico Huachipa, en el distrito Lurigancho- Chosica.

Arequipa en pleno crecimiento

El flujo turístico en la región Arequipa creció 8 % durante los tres primeros meses del año, indicó Miguel Apaza Peña, gerente regional de Comercio Exterior y Turismo (Gercetur) de Arequipa.

A su vez, precisó que este porcentaje es solo una proyección turística, debido a que aún siguen procesando información del sector hotelero, mientras que agregó que las cifras obtenidas hasta el momento son favorables, hecho que los anima a seguir trabajando en temas de promoción y difusión turística, como marketing, transporte, hoteles, restaurantes y tiendas.

Apaza detalló que un total de 278.560 turistas, entre nacionales y extranjeros, arribaron a la Ciudad Blanca en los tres primeros meses, mientras que el año pasado lo hicieron 258.702. Respecto a los turistas nacionales, estos fueron 234.119, mientras que 44.441 fueron visitantes extranjeros.

Entre las múltiples opciones turísticas en Arequipa se destaca la ruta del sillar, un recorrido del origen de la arquitectura de la Ciudad Blanca que será imposible de ignorar.
Para entrar a las canteras, se debe tomar desde el centro de la avenida Ejército con dirección al distrito de Cerro Colorado, en el kilómetro 9 de la carretera Yura  donde existe un desvío de trocha hasta el ingreso a la cantera. El recorrido es de 12 km y toma 40 minutos en auto.

En los paisajes naturales de la zona se podrá observar el proceso de extracción, labrado y el tallado de sillar. El lugar cuenta con la infraestructura necesaria y servicios turísticos como talleres de interpretación, con presencia de cortadores de sillar y zonas de paneles informativos. También podrás comprar artesanías locales y alojarte en gran variedad de hoteles en Arequipa con precios acordes a cada tipo de presupuesto disponible.

Disfrutando Cusco

Capital del Imperio Inca, y una de las ciudades más importantes del virreinato del Perú, esta perla natural ubicada en la vertiente oriental de la Cordillera de Los Ándes se encuentra repleta de historia que merece la pena disfrutarse.

Con un índice de 94% de satisfacción según las autoridades locales, y elegido como el mejor destino gastronómico y cultural en 2014 por la World Travel Awards, hay hoteles en Cusco para todos los gustos y públicos. Se puede ir a Lima y disfrutar de su encanto tradicional, o ir a Cuzco y las Ruinas de Machu Picchu, una de las siete Maravillas del Mundo.

Para aquellos que elijan Cusco la primera parada obligada será en el Barrio de San Blas, donde se concentran artesanos, talleres y tiendas de artesanía. A lo largo de las calles empinadas y angostas hay antiguas casonas españolas reflejo de la conquista en tierras incaicas. Además, la parroquia más antigua de Cusco permanece de pie desde 1563 por lo que admirarla será otro de los quehaceres de la “Capital Arqueológica de América”.

La calle Hatun Rumiyuq “Roca mayor” se extiende desde la Plaza de Armas hasta el barrio San Blas y  aún conserva la piedra de los doce ángulos.

Aquel que viaje a Cusco tendrá a su disposición un pedazo de historia viva: la Basílica Menor de La Merced cuyos claustros barrocos renacentistas, pinturas coloniales, tallas de madera y sillería del coro continúan en pie desde 1536.

Por su parte, la Catedral del Triunfo, construida en 1539 sobre los restos del Palacio Viracocha, presenta interior gótico, una variada muestra de orfebrería colonial e impactantes altares de madera tallada. El Dios Inca de Viracocha se encuentra representado a través de un monolito ovoide.

De esta manera, la Capital Histórica del Perú, como la declaró la constitución de 1993, expones sobrados argumentos que la destacan como un enclave que merece la pena ser admirado.​

Paracas celebrará la segunda fiesta de la Vendimia

El presidente de la Cámara de Turismo y Comercio Exterior de Paracas, Eduardo Jáuregui, anunció oficialmente la organización del II Festival Internacional de La Vendimia Paracas 2018 que se desarrollará el próximo 6 y 7 de abril. La designación del municipio de la costa oeste de Perú generó gran expectativa y se estima un ingreso de 50 mil visitantes entre compatriotas, como así también extranjeros que ya reservaron con antelación su habitación en los hoteles en Paracas.

Para aquellos que tengan planeado viajar a tierras peruanas para disfrutar de Paracas, la Reserva Natural será el sitio indicado para alternar con la fiesta uvera.

A poco menos de 300 km al sur de Lima, la Reserva fue creada en 1975 y a lo largo de 335 hectáreas protege muestras representativas del ecosistema marino y de costa manteniendo los ciclos biológicos que aseguran la preservación de las aproximadamente 1550 especies entre mamíferos, aves, peces y reptiles.
Dentro de la Reserva el “Circuito Norte” posee doce puntos que varían entre desérticos, humedales, y espejos del Pacífico ideales para la práctica de deportes náuticos como parapente o buceo.

Las playas también tendrán su lugar en la bahía con aguas de mar azul oscuro y turquesa, como Karwas, debido al plancton de la zona. Mientras que la Playa roja es única por el tipo de roca que desprende una arcilla roja que se entremezcla con el amarillo de la arena.
Gracias a estos atractivos la próxima fiesta de la Vendimia será en un destino con múltiples atrayentes por lo cual resultará más que necesario instalarse en algunos de los variados hoteles en Paracas para recuperar energías ante una travesía demandante.